• Fabricación Presupuestos Equipo Cocina Restaurante

Cómo hacer la limpieza del equipo de tu restaurante

por Carlos Nuño en September 18, 2019

Una vez que nuestro restaurante cuenta con el equipo perfecto para preparar esas delicias gastronómicas, ahora es momento de que lo mantengamos en perfectas condiciones y le demos una buena limpieza para que la cocina de nuestro restaurante luzca impecable y funcione a la perfección. Para que hagas la limpieza adecuada de tu equipo de cocina de tu restaurante, te compartimos algunos consejos.

Limpiar y desinfectar

Para que la limpieza sea completamente correcta, hay dos acciones que se deben realizar de forma periódica: limpieza y desinfección. La limpieza es el procedimiento por el cual se elimina de una superficie una suciedad y restos de materia orgánica. La desinfección consiste en aplicar un producto químico para desinfectar una superficie previamente limpiada.

La desinfección es muy importante, pues destruye los microorganismos que no han sido eliminados antes. La cocina y la sala deben limpiarse y desinfectarse después de cada servicio. Cada uno de los utensilios, superficies, equipos, etc. deben ser limpiados y desinfectados con la frecuencia suficiente para evitar cualquier riesgo de contaminación cruzada.

En la limpieza, hay que priorizar aquellos utensilios, superficies, equipos y demás que hayan entrado en contacto con alimentos en algún momento durante el servicio (utensilios de cocina, paredes salpicadas, hornos utilizados, etc.)

Los equipos que se componen de varias piezas (hornos con bandejas, microondas con latos, freidoras, etc.) deben ser desmontados para garantizar una limpieza efectiva y una correcta desinfección hasta el último rincón.

 

Fases de la limpieza

1. Prelavado: Antes de empezar la limpieza de los utensilios, se deben eliminar los restos de suciedad y mojar los equipos y utensilios con agua caliente. Así, se reblandecerá la suciedad adherida.

 

2. Lavado: Consiste en aplicar agua caliente y un producto detergente para desprender y disolver la suciedad. Se aplica el detergente habitual y adecuado para el lavado de platos, tenedores, cucharas, vasos…

Encimeras o estantes

Fabricadas en acero, se debe retirar bien la suciedad y después limpiar enérgicamente toda la superficie con una bayeta específica para este uso, humedecida en agua, y pulverizar previamente un producto desinfectante. Posteriormente se aplica un desengrasante a toda la superficie y se retira con un paño de microfibra para impedir la acumulación de líquido.



Planchas y otras superficies de cocinado

plancha con bastidor inmeza

En el caso de planchas y otras superficies de cocinado, como hornos o placas, se aplicará un tratamiento exclusivo, utilizando un producto específico. Un truco es aplicar una pasta a base de bicarbonato de sodio sobre la superficie siempre en frío. Lo dejamos reposar unos minutos y se retira cuidadosamente para que no quede ningún resto.

También puedes retirar la suciedad incrustada en la plancha cuando esté caliente aplicando hielo. Hay que tener cuidado de no aplicar una gran cantidad de hielo, con frotar una pequeña cantidad será suficiente.

 

Electrodomésticos

Para equipos electrodomésticos como freidoras y salamandras, las freidoras deben ser vaciadas y limpiadas en profundidad para eliminar los restos de aceite, además de verter esos restos de aceite de forma controlada.

 

3. Aclarado: Se realiza con abundante agua potable para eliminar los restos de detergente y suciedad.

 

4. Aplicación del desinfectante: Cuando los utensilios están limpios y aclarados, se debe aplicar el producto desinfectante con el que se eliminan las bacterias que no se hayan eliminado en la primera fase.

Después de cada limpieza se debe desinfectar usando un desinfectante químico, que reduzca o elimine los microbios de las superficies y de los utensilios.

 

5. Aclarado: Para esta fase, dependerá del producto que se utilice para desinfectar, pues hay algunos que requieren que se aclaren después de usarlos y otros que no.

Hay que hacer un último aclarado en superficies, equipos y utensilios con agua caliente, limpia, potable y abundante; incluso después de desinfectar pueden quedar residuos de detergente que pueden ser fuente de contaminación cruzada.

Las superficies, equipos y utensilios después del aclarado deben secarse al aire y evitar la humedad; o con papel de un solo uso se requiere un secado rápido.


Ahora sigue estos tips y mantén siempre limpia tu cocina, para evitar cualquier incidente y que tu cocina siempre esté impecable, para que tus platillos tengan siempre el mejor sabor y deleites el paladar de tus comensales. En INMEZA queremos apoyarte para que tu proyecto restaurantero sea todo un éxito.

 

Con apoyo de LM2 Limpiezas, SAIA &  GEIN Depo.

DEJA UN COMENTARIO

Los comentarios deben ser aprobados antes de aparecer


SUBIR